Bienvenidos a Armadillos Voladores

Este es un espacio de opinión dedicado al mundo de la Literatura Infantil y Juvenil (LIJ). Aquí encontrarán algunos artículos, reseñas y enlaces de gran utilidad.


¡Feliz lectura!


lunes, 30 de abril de 2012

La triste o pintoresca historia del Biblioburro


Wating for the Biblioburro por Mónica Brown y John Parra
La historia del Biblioburro tiene algo de conmovedor y a su vez de paupérrimo. Uno no puede dejar de admirarse por el trabajo de un hombre, Luis Soriano, que lleva libros sobre dos burros (Alfa y Beto) hasta las veredas más recónditas del Magdalena y, al mismo tiempo, uno se pregunta ¿dónde están las dotaciones de las bibliotecas públicas escolares? ¿Y qué pasa con tantas personas que aún no tienen acceso a los libros en Colombia? 

La historia de Soriano conmueve porque es como muchas de las cosas que ocurren en nuestro país: el titánico esfuerzo de unos cuantos personajes soñadores que, por encima de las limitaciones, hacen las cosas. Y si bien es cierto que admiramos la tenacidad del bibliotecario y su generosidad con la comunidad y sobre todo con los niños (porque invierte su tiempo y recursos para promover la lectura), por otra parte, no estaría mal soñar con condiciones mejores para el acceso a los libros y a la lectura. 

Está claro que si el trabajo no lo hace Soriano, entonces, nadie lo haría. Esta es la parte triste y enlodada de la historia. No pongo en duda de que Biblioburro sea un aporte, ¿pero debemos conformarnos con esta solución? ¿Qué piensan los impulsores de la lectura y las instituciones al respecto? ¿Cómo van a hacer para que la gente lea en las zonas más marginales del país?

Biblioburro de Jeanette Winter

Pero hay otros que ven la historia del Biblioburro tal vez con más optimismo o, si se quiere también, con oportunismo. Hasta el momento me enterado a través de la web de la existencia de dos libros álbum, publicados en en Estados Unidos, donde la historia de la biblioteca ambulante de burros sí que parece salida de cuento de hadas. Las historias son: Biblioburro de Jeanette Winter (2012) y Wating for the Biblioburro (Esperando al Biblioburro, 2011) escrito por Monica Brown e ilustrado por John Parra, éste último titulo ha merecido el Christopher Award.



No puedo hacer mayor crítica de las obras porque no han llegado a mis manos, pero ¿hasta qué punto hay detrás intenciones políticas más que literarias? ¿A quién desean agradar o conmover estas historias? Son algunas de las preguntas que me asaltan al ver estas portadas y sus ilustraciones. Mientras algunos pensamos que la historia de Soriano y sus burros tiene un dejo de tristeza, parece que otros disfrutan con explorar/explotar lo "pintoresco" de nuestras limitaciones. Hay quienes dirían: "todo depende del cristal con que se mire", pero mis cristales, por el momento, están empañados con indignación.


La historia real del Biblioburro se puede ver aquí, lo mejor será juzguen por ustedes mismos sobre su mérito y sus alcances reales.


No hay comentarios:

Publicar un comentario