Bienvenidos a Armadillos Voladores

Este es un espacio de opinión dedicado al mundo de la Literatura Infantil y Juvenil (LIJ). Aquí encontrarán algunos artículos, reseñas y enlaces de gran utilidad.


¡Feliz lectura!


sábado, 27 de mayo de 2017

Zamir: una historia sobre el Duende en Nariño


Zamir. Así se titula mi último libro publicado por la Editorial Libros & Libros (2017). 


Zamir (2017), Eleonora Guerrero Quijano
Ilustraciones José Gregorio Parodi


El Duende 


Antes de hablar un poco sobre la historia me gustaría decir que este libro tiene sus raíces en el folkclore nariñense y, especialmente, en aquellas historias que me contaba mi papá sobre el Duende y que me impresionaron mucho cuando era niña. 

En algunas versiones el Duende suele representarse como un niño que usa un enorme sombrero de paja, y sus víctimas son los niños que andan sin vigilancia adulta.

Se aparece junto a ríos, cascadas o parajes desolados, y toca un tambor cuyo sonido se confunde con el agua al chocar contra las rocas o con otros sonidos del campo. 

También se dice que la música del Duende tiene un poder irresistible para quien la escucha, y de ahí que algunas creencias populares recomiendan taparse los oídos al escuchar su tambor para evitar ser "enduendado" o hechizado. La influencia del Duende puede llegar a ser tan poderosa que sus víctimas solo desean estar en su compañía. 

Según el folkclore popular los niños "enduendados" se comportan de manera extraña y abstraída, y algunos entran en un estado casi hipnótico. 


Una ilustración de Eduard Gorey que me evoca el personaje del Duende

Para ganarse la confianza de los niños, el Duende les hace "regalos" que se presentan como golosinas, juguetes o cualquier otro objeto que les agrade; sin embargo, dichos obsequios son un espejismo porque en realidad se trata de objetos de poco valor u objetos deleznables (animales muertos, boñiga seca, tierra).

En el caso de Zamir, la historia se nutre de algunos elementos de estos relatos folkclóricos pero no pretende ser fiel a todo lo que se ha dicho sobre el Duende. Además, hay que tener en cuenta que existen distintas versiones sobre la apariencia y modo de actuar de este personaje sobrenatural en el Departamento de Nariño.

Algunos elementos que retomo en la historia son la música que hace el Duende y su poder seductor, su vínculo con la naturaleza, las aptitudes mágicas del personaje,  y los regalos que le hace al protagonista. 


La historia

Este libro narra la historia de Hugo, un niño estudioso y aplicado, que pasa sus vacaciones en la casa de sus abuelos campesinos. La estadía de Hugo resulta muy aburrida hasta que conoce a Zamir, un chico misterioso que se le aparece en el campo, junto a una corriente de agua.

Hugo está fascinado con los relatos de Julio Verne, especialmente con Viaje al centro dela Tierra, y desea que alguien entienda sus fantasías y tome en serio sus intereses. Entre Hugo y Zamir se va tejiendo una amistad que los lleva a recorrer lugares secretos y a perderse entre el monte. 

La complicidad con Zamir da satisfacción a los deseos de aventura, descubrimiento y asombro ante lo inexplicable del protagonista. De tal manera que Zamir llega a representar todo aquello que Hugo no puede encontrar en su casa o en el mundo de los adultos. 



Ilustración de José Gregorio Parodi (Zamir, 2017)

Por otra parte, Zamir se desarrolla a finales de los años cincuenta y está contada a manera de diario. 

Primero, escogí esta época como un homenaje a la infancia de mi padre, que transcurrió más o menos por esos años, y por tratarse de una época en que la televisión era un lujo y el campo no estaba demasiado influido por la ciudad. 

Además quería que los personajes estuvieran aislados de todo porque de haber contado con un celular o con Internet los eventos seguramente hubieran ocurrido de manera muy distinta.

Segundo, el recurso del diario permite crear una complicidad con el lector, y representa la oportunidad para desarrollar los pensamientos del protagonista, explorar sus emociones y deseos más profundos.


El recurso del diario se emplea en la narración de Zamir. 
Ilustración de José Gregorio Parodi 

Con respecto al mundo de la historia, ésta se desarrolla en el municipio de La Florida (Nariño), un lugar real que por tradición ha estado asociado a las leyendas del Duende. 

Pero en esta historia también hay parajes fantásticos que están influidos por la geografía local, por ejemplo las cuevas y los ríos que se pueden encontrar en las estribaciones del Volcán Galeras.

En Zamir también está presente la ambiguedad. ¿Lo que nos cuenta el protagonista es cierto? ¿Zamir es o no el Duende? Me gustaría que el lector saque sus propias conclusiones, pero lo que sí puedo decirles es que los temas que se exploran son la complicidad entre dos amigos, una fascinación por lo que es imposible y la satisfacción de un niño solitario de sentirse finalmente entendido. 

A los lectores que les interese Zamir, este libro se puede conseguir en el sitio web de la editorial o en la librería Panamericana.

No duden en escribirme sus comentarios sobre la historia. ¡Qué lo disfruten!

No hay comentarios:

Publicar un comentario